ALTA CONSEJERIA DISTRITAL TIC

Secretaría General

Logo de la republica de colombia

Usted está aquí

02/23/2021
Construir una política pública que articule el aprovechamiento de los datos, la tecnología y la innovación, bajo una visión integral.

Bogotá diseña una Política Pública para consolidar un Territorio Inteligente

“Queremos que los datos, la tecnología y la innovación estén al servicio de la ciudad y de los ciudadanos, que sean un medio para mejorar la calidad de vida de todos en Bogotá”, Felipe Guzmán Ramírez, Alto Consejero Distrital de TIC.  

Una política pública reúne un conjunto de proyectos y estrategias para fortalecer y generar oportunidades y solucionar problemáticas en los territorios. Pues bien, para esta administración distrital, es fundamental, diseñar una política pública que aproveche los beneficios de los medios digitales para generar oportunidades, capacidades y empoderar a los ciudadanos para que sean partícipes de las decisiones más importantes de ciudad.  

Para lograrlo, la Alcaldía de Bogotá, a través de la Alta Consejería Distrital de TIC, está trabajando en el diseño y construcción de una política pública digital, que mejore la calidad de vida de los ciudadanos a través del uso eficiente y estratégico de la tecnología, los datos y la innovación.  

De acuerdo con los datos del Observatorio Colombiano de Ciencia y tecnología. - OCyT, en el periodo 2000 a 2019, Bogotá hizo una inversión total de más de 33.877 millones de pesos en actividades de ciencia, tecnología e innovación (ACTI), lo que equivale al 45,77% de toda la inversión nacional realizada durante el periodo.  Es decir, que Bogotá viene aportando cerca de la mitad de la inversión de todo el país en materia de ciencia, tecnología e innovación, en donde se incluye lo aportado por entidades gubernamentales, empresas, instituciones de educación superior, centros de investigación y desarrollo tecnológico, clínicas y hospitales, instituciones privadas sin fines de lucro, así como ONG, asociaciones y agremiaciones profesionales. 

Lo anterior, demuestra la gran oportunidad que tiene la ciudad al construir una política pública que articule el aprovechamiento de los datos, la tecnología y la innovación, bajo una visión integral de ciudad como territorio inteligente, que sea sostenible en el tiempo, y que sea medible en términos de bienestar social, ambiental, económico, y genere soluciones efectivas para los retos que tiene la ciudad y sus 20 localidades.  

¿En qué va esta Política? 

En el segundo semestre de 2020, desde la Alta Consejería Distrital de TIC, se realizó una investigación sobre el estado de Bogotá en materia de ciudades y territorios inteligentes, lo cual permitió conocer referentes mundiales, para establecer los principales aspectos para la construcción esta política. Asimismo, la investigación permitió establecer, según índices internacionales como el Cities in Motion de la Universidad de Navarra, el Smart City Index, y el Índice de Ciudades Modernas del DNP – Departamento Nacional de Planeación, que Bogotá, es la ciudad de Colombia que tiene el mayor potencial para consolidarse como un territorio inteligente, entendido como aquel que usa estratégicamente la tecnología para el beneficio de la ciudad y sus ciudadanos.   

“Después del análisis internacional, vinimos a las localidades, a entender de cerca, las necesidades, oportunidades y problemáticas de cada una, lo que quisimos hacer fue una comprensión más detallada, entendiendo Bogotá con todas sus particularidades y especialmente las de las localidades porque son distintas en composición social, aspectos económicos, sociales, no tienen las mismas oportunidades y necesidades en la Candelaria, que tiene una vocación más turística por albergar el centro histórico de la ciudad, que en la localidad de Puente Aranda, que tiene un mayor enfoque hacia el desarrollo industrial”, añadió Nubia Santofimio, colaboradora en la construcción de la Política.  

En esta fase de investigación en las localidades, los ciudadanos manifestaron su preocupación por los temas de sostenibilidad ambiental y la necesidad de contar con canales directos para interactuar con las autoridades locales y participar de la gobernanza de su localidad.  

Adicional a esto, desde la Consejería TIC, se está estructurando un esquema de participación para continuar con la formulación de la política, el cual atenderá la aplicación de los enfoques de derechos humanos, género, poblacional, diferencial, territorial y ambiental, en función de las problemáticas identificadas y su incidencia en las condiciones de igualdad y equidad para las personas; de la misma manera, incluirá la participación de diferentes actores, como representantes del ecosistema digital de la ciudad, academia, sociedad civil, y sector privado.  

“En este sentido, se busca dar cuenta entre otros aspectos, de cómo desde la tecnología, los datos y la innovación, se contribuye al cierre de brechas, a la garantía de los derechos de las personas, a generar nuevas capacidades y oportunidades para los grupos que no han obtenido la mayor ventaja de las tecnologías, en razón de sus condiciones poblaciones o diferenciales y cómo en el marco de un territorio inteligente, se logran diseñar servicios acordes a sus necesidades, impactando positivamente su calidad de vida”, agregó el Consejero TIC. 

A finales del 2021 se espera contar con el documento de política pública que pasará a aprobación del CONPES Distrital, ruta que permitirá que Bogotá cuente con la Política Pública “Bogotá Territorio Inteligente 2020-2030”, para que mejore la calidad de vida de todos en la ciudad y que sea sostenible en el tiempo.